El presidente del Concejo Deliberante de Yerba Buena ocultó que padece COVID tras haber conducido una sesión sin usar barbijo

La sesión ya tenía listo el Orden del Día en el Concejo Deliberante de Yerba Buena. Fecha, el martes 21 de Diciembre a hs.12. El temario era extenso y el salón estaba abarrotado de asistentes, sin aforo alguno. El público y los periodistas que estuvimos durante la sesión, ignorábamos que un integrante del Concejo, daría al día siguiente, COVID POSITIVO.

El Diario en Tucumán, se enteró prontamente que el presidente del Concejo Deliberante, Rodolfo Aranda, estaba cursando el COVID-19.
Primero fue solo una versión, luego llegó la confirmación ya que Aranda confirmó los resultados del testeo a sus pares concejales.

Apenas surgió este dato, apelamos a la responsabilidad del funcionario en una nota publicada en El Diario en Tucumán, que titulamos: «¡IRRESPONSABLE! CONCEJAL DE YERBA BUENA OCULTÓ QUE DIO COVID POSITIVO«(Click en letra azul para acceder), sin mencionar su nombre, con la idea de que el edil tomase conciencia y publicara él mismo la noticia lamentable. Ésto no sucedió.

Para redactar la presente nota, consultamos a nuestro abogado sobre las implicancias de publicar una nota sobre algo que pudo quedar en ámbito privado si es que Aranda mismo decidía hacerlo saber.

Al compartir Aranda, su positividad para COVID, ante los demás concejales por Whastsapp y al tratarse de un funcionario público, nos vemos en la obligación de dar a conocer su nombre, para que todas aquellas personas que mantuvieron contacto estrecho con el mismo, puedan tomar algunos recaudos.

Queremos aclarar que el presidente del HCD de Yerba Buena, durante la sesión y sin barbijo, dejó su escrito, para fundamentar su posición ante uno de los temas, sentándose en la banca y hablando, haciendo uso del micrófono de un concejal que cursa una enfermedad que lo mantiene en un estado de inmunosupresión (al menos tres personas de alto riesgo, estaban presentes en la sesión).

El salón de sesiones estaba repleto de asistentes, sin aforo alguno y con un concejal con COVID, que no hizo uso (mínimamente) del barbijo obligatorio para estos casos.

Prontamente, también, las fuentes consultadas, nos enviaron los resultados del testeo, llevado a cabo en el Centro Asistencial Ramón Carrillo, en el cual consta que el mismo fue POSITIVO para COVID-19.

Hasta el momento en que esta nota se redacta, el presidente del HCD de Yerba Buena, no dio a conocer públicamente su estado de salud, de una enfermedad infectocontagiosa, que causó en estos casi dos años, unas 120.000 muertes en nuestro país.

El grado de irresponsabilidad y desidia con que se manejó y maneja el concejal Aranda, es inaudito. Es de esperar que el resto de los concejales, que tomaron conocimiento sobre el tema, al día siguiente de la sesión, no sean cómplices y exijan a su par, que advierta al menos a todos los que estuvieron presentes en la sesión, del estado de positividad del análisis de COVID-19.

Al tratarse de un funcionario público que permanentemente mantiene contacto con los vecinos de Yerba Buena y con sus pares, en lugares cerrados, torna su actitud como altamente reprochable y hasta penalmente dolosa.

NOTA DE LA REDACCIÓN: La foto de portada fue tomada de una captura del video en el que se puede ver que el Concejal Aranda, no usó el barbijo obligatorio en toda la sesión.

 

Deja tus Comentarios de la nota

Comentarios