Vecinos de Las Rosas I y II, Los Álamos, Las Colinas I y II, Las Marías, La Pedrera y Los Olivos VS Campero Fútbol & Drink-Music Club

En el “municipio de las Mesas de Entradas paralelas“, el amiguismo le gana por goleada a la institucionalidad. Como ya hicimos conocer en muchas de nuestras notas, el intendente Mariano Campero pareciera creer que es el CEO de una desarrolladora inmobiliaria, no un intendente de un municipio. Las habilitaciones, los emprendimientos y las obras públicas, más que nunca se aprueban “de palabra“.

– Hola Mariano ¿Cómo va?
– Bien José ¿Vos?
-Bárbaro che… A propósito…, a vos que te gusta el fútbol…, ¡A que no sabés el proyecto que tengo con unos socios! ¡Diez canchas canchas sobre la Perón…! ¡Un bombazo!
– ¡Buenaaa, José! ¿Qué necesitas?
-Fácil, que le des una mano a mis socios con el tema. ¡Va a ser un furor total..! ¡La vamos a romper toda!
– ¡Dale “vejete“!  Mandame  a esa gente y que me traigan los papeles que tengan…
– Atendé bien a mis amigos ¿No?
– Obvio “vejete“, jaja… Beso.
– Abrazo “pendex“. No te hagas el vivo…, jaja

¿Quién podría oponerse a la práctica del deporte, la recreación, la música, festivales, etc.? Obviamente nadie. El tema en cuestión y como siempre, es bajo qué condiciones, en qué lugar específico, si se cumple o no con las exigencias del Código de Ordenamiento Urbano (COU), procedimientos administrativos exigidos por leyes y ordenanzas en vigencia, entre otras cuestiones a considerar.

Lamentablemente en el “Evangelio según Campero“, capítulo I, versículos, del 2015 al 2019; los únicos mandamientos que se deben obedecer, son aquellos que el autor dicta a su antojo y de espaldas a cualquier norma vigente.

Construcción de “Las Cañas Praderas”

Así resulta que el señor intendente de Yerba Buena, avaló -eludiendo toda norma o procedimiento administrativo- un emprendimiento llamado “Las Cañas Praderas“, que incluye la construcción de DIEZ CANCHAS DE FÚTBOL en Avenida Perón al 600.

Las actividades a desarrollar en el predio:

  • TORNEOS DE FÚTBOL
  • ESCUELITA DE FÚTBOL
  • ALQUILER DE CANCHAS E INSTALACIONES
  • EVENTOS EMPRESARIALES, SOCIALES, CULTURALES Y DEPORTIVOS
  • BAR,CAFÉ, RESTAURANTE
  • OTROS…

En el momento en que se escrible este informe, los asosciados a este proyecto ya cercaron el predio y sin cumplir ningún formalismo, están en plena construcción de instalaciones de material y se prestan a inaugurar en pocos días. ¿Con el permiso de quién? Sencillo…, de Mariano, al estilo Mariano y bajo las reglas de juego de Mariano…; Campero, obvio.

Resulta pues que el Código de Ordenamiento Urbano de Yerba Buena (COU) indica por un lado, que ese emprendimiento no cumple con los requerimientos del mismo. Ni hablar de la ausencia del obligado Cartel de Obra, en donde debe señalarse el Nº de Padrón Catastral, el responsable técnico del emprendimiento, la empresa que construye, el titular de la obra, el tipo de obra y demás información requerida. Aunque tal vez lo más importante es el hecho de que se trata de un emprendimiento que ocupa más de 2.500 m2, por lo que le cabe la denominación de URBANIZACIÓN ESPECIAL; situación que obliga a que sea aprobado por el Concejo Deliberante de Yerba Buena; eso a Campero le importa un “pito…”.

Un grupo de vecinos del “Country Praderas Resort” ubicado en calle Bascary, al norte de Av. Perón, remitieron una nota al Concejo Deliberante, específicamente dirigida al Presidente de la Comisión de Obras y Servicios Públicos, el concejal José Macome; solicitando que se tomen medidas para la NO AUTORIZACIÓN de ese emprendimiento.

La exposición de motivos de los vecinos.

  1. El lugar de emplazamiento del emprendimiento “Las Cañas Praderas Canchas de Fútbol“, corresponde a la Unidad Ambiental 6 (UA6) y a la zona RMB; destinada predominantemente a Vivienda y de densidad media y baja.
  2. De acuerdo al Código de Ordenamiento Urbano, Ordenanza 613/94, este tipo de emprendimiento, no figura entre los usos permitidos.
  3. Si bien a dicha zona le cabe la posibilidad de instalación de un CLUB, este emprendimiento dista de poseer un “sentido social“; se trata solo de un emprendimiento de concurrencia masiva y con fines de LUCRO.
  4. En el predio en cuestión, se están realizando tareas de construcción, cavado de pozos de agua, cercado, etc.; todo esto sin contar con autorización LEGAL y OFICIAL, acorde a las ordenanzas vigentes; en las propias “narices” de las autoridades municipales sin que se proceda a su inmediata clausura, tal como corresponde.
  5. Las Cañas Praderas” (Canchas de Fútbol), no ha presentado Certificación de No Inundabilidad (primera exigencia para iniciar cualquier tipo de trámite de habilitación); máxime al haber modificado el destino de su uso, que hasta el momento era para EXPLOTACIÓN AGRÍCOLA.
  6.  Se brindan también los argumentos que señalan el “Impacto Social” que tendría el proyecto en la zona y en gran parte de Yerba Buena.

Mientras desde El Diario en Tucumán ya habíamos tomado contacto con vecinos de barrios colindantes al “Campero Fútbol & Drink-Music Club“, se nos informa que ya no se trata solo de un planteo de propietarios del “Country Praderas Ressort“, sino que este tema causó una verdadera “movida” entre todos y cada uno de quienes viven en la zona. En ese sentido, circula entre los vecinos una nota de queja a presentarse esta próxima semana ante el Concejo Deliberante, y cuyas firmas están siendo realizadas por vecinos de los barrios:

– Las Rosas I
– Las Rosas II
– Los Álamos
– Las Colinas I
– Las Colinas II
– Las Marías
– La Pedrera
– Los Olivos
– Otros vecinos

En el contenido de la nota, se repiten algunos de los conceptos vertidos en la ya presentada ante la Comisión de Obras y Servicios Públicos del Concejo Deliberante, a cargo del concejal José Macome;  a la que se le añaden los siguientes planteos:

Por la presente, el Administrador y los integrantes del Consejo de Propietarios del Consorcio Praderas Resort, así como los vecinos de dicho conjunto inmobiliario a los que se suman los vecinos de los barrios Las Rosas I y II, Los Álamos, Las Colinas I y II, Las Marías, La Pedrera y Los Olivos, todos ubicados en el ejido municipal de Yerba Buena, específicamente en la zona de Av. Perón entre Bascary y Las Rosas, nos dirigimos a Ud. a fin de manifestarle nuestra profunda preocupación por el emprendimiento denominando “Las Cañas Praderas” que se pretende poner en funcionamiento en el lote ubicado en la esquina de Av. Perón y canal Cainzo”.

De los detalles expuestos por los empresarios en la memoria descriptiva del mencionado proyecto se desprende que el mismo constará de diez (10) canchas de futbol ubicadas sobre el sector lindante con el country Praderas Resort, un bar, un sector para eventos sociales y una playa de estacionamiento para 300 vehículos; con la finalidad de albergar allí campeonatos del mencionado deporte y otros eventos de convocatoria masiva (v. gr.: recitales, etc.)“.

No hace falta un gran esfuerzo intelectual, ni elevados conocimientos técnicos, para advertir las nocivas consecuencias que producirán, para los habitantes de la zona, las actividades que se pretenden desarrollar en el mencionado espacio. Aquí cabe resaltar que, según el Código de Planeamiento Urbano vigente en la Municipalidad de Yerba Buena, el predio en cuestión se encuentra situado en la Unidad Ambiental 6 (UA6) y está calificado como zona residencial media baja (RMB), por lo tanto, conforme al Cuadro De Uso Según Zonas graficado en la Ordenanza Municipal N° 613/94, en él NO están permitidos siquiera los clubes deportivos con instalaciones al aire libre, por lo tanto, con mayor razón, tampoco puede estarlo un emprendimiento netamente comercial sin ningún fin social como es el proyecto “Las Cañas Praderasque sólo persigue el lucro a partir del alquiler de canchas de fútbol y la organización de torneos y otros eventos masivos“.

Podemos afirmar, sin hesitación, que las normas contra ruidos molestos indefectiblemente serán infringidas -atento a la naturaleza misma de las actividades proyectadas- por quienes pretenden instalar diez (diez) canchas de futbol y un bar, para alojar allí los conocidos campeonatos amateurs, pues ello ocurre en su otro
emprendimiento, denominado “Las Cañas”, que actualmente se desarrolla en un predio del Jockey Club, donde los gritos de todo tipo -incluidos insultos-, silbatos de los árbitros y la música a todo volumen en los “tercer tiempo” son moneda corriente y fácilmente comprobables -basta acercarse allí un fin de semana para percibir de primera mano la aquí aseverado-, todo lo cual se potencia debido a que la falta de construcciones alrededores -al igual que lo que ocurre en el predio de la Av. Perón y canal Cainzo- permite que los mencionados ruidos molestos se desplacen sin resistencia a cientos de metros de su epicentro, afectando así la vida de los vecinos que habitamos en la zona y los intereses de los transeúntes que utilizan el corredor de la Av. Perón como un espacio verde para el relajamiento y esparcimiento libre de las molestias propias de otras zonas más congestionadas“.

No podemos decir que el intendente Mariano Campero no se ocupó o ignora los aspectos relacionados a este conflicto. Recientemente fue recibido por un grupo de vecinos que visiblemente molestos, le hicieron conocer su reclamo y las bases que sustentan su planteo. La respuesta que obtuvieron por parte del funcionario fueron “de manual” (según su propio “Evangelio“). “Esto se trata de un enorme beneficio para los yerbabuenenses” “La práctica de deportes al aire libre en Yerba Buena es muy importante y nosotros pretendemos con esto fomentar la vida sana y el deporte al aire libre desde una perspectiva social“, habría contestado el Intendente yerbabuenense.

Los vecinos le hicieron saber que “Campero Fútbol & Drink-Music Club” (también llamada, “Las Cañas Praderas“) iba a alterar el estilo de vida tranquilo por el cual ellos habían decidido afincarse en barrios de la zona. Que es por todos sabido que esto generará un verdadero caos en el ya complicado tránsito en la zona. Que los mismos emprendedores reconocen que se expenderán bebidas (obviamente alcohólicas entre ellas) y que además de ello, se están infringiendo todo tipo de normas sin que él (por Mariano Campero) haga lo que tiene que hacer; esto es, clausurar el emprendimiento, imponer las multas correspondientes y hacer intervenir al Concejo Deliberante, por tratarse de una “Urbanización Especial”, de más de 2.500 m.

Ante la insistencia del funcionario que defendía a “capa y espada” la instalación del mega emprendimiento; algunos vecinos llegaron a plantear:

– “Intendente, si usted no toma las medidas que corresponden según lo que manda la ley y las ordenanzas, vamos a iniciarle una demanda por Incumplimiento a los Deberes de Funcionario Público…

– “Acá termina esta reunión, me retiro”, expresó el intendente, ofuscado.

Qué dicen las normas vigentes

El emplazamiento de “Campero Fútbol & Drink-Music Club“, se encuentra muy bien definido en el mapa que establece el tipo de zonas y los usos permitidos, según el Código de Ordenamiento Urbano (Ordenanza 613/1994 COU). El emprendimiento que se pretende instalar se encuentra justamente bajo la denominación RMB (Residencia Media Baja)

Asimismo, la Ordenanza 613/1994, establece el uso permitido para cada una de las actividades, en términos genéricos o específicos. En el cuadro a continuación, podemos observar en ROJO, aquellas actividades NO PERMITIDAS y que son razón principal de este proyecto. Algo que el Intendente Mariano Campero y sus amigos desarrolladores decidieron pasar por alto e ignorar. 

Claramente se puede observar que las actividades que se planean llevar a cabo en  “Campero Fútbol & Drink-Music Club“, NO ESTÁN PERMITIDAS.

A su vez, en la reforma implementada en la Ordenanza que rige el Código de Planeamiento Urbano, se procede a detallar de manera clara y contundente, todo el procedimiento que debe llevarse a cabo para la aprobación de una Urbanización Especial (el emprendimiento en cuestión lo es), poniendo énfasis en que NO SE PODRÁ EFECTUAR EL INICIO DE OBRAS, SIN QUE SEA APROBADO POR ESE CUERPO. TAMBIÉN PROHÍBE TODO TIPO DE “AUTORIZACIÓN ESPECIAL O PROVISIORIA” Y SUJETA A CUMPLIMIENTOS POSDATADOS. 

No soprende en absoluto a esta altura, que desde que el diario de mayor tirada en la provincia, en una nota firmada por su corresponsal en Yerba Buena (Soledad Nucci) titulase en Marzo de 2018: “Preocupa a inversores el “cajoneo” de proyectos en Yerba Buena(click en letra azul para acceder); en el que un empresario en particular, alza su queja por la “demora” en el tratamiento de varios expedientes sujetos a estudio en ese Concejo. Con el cambio de autoridades de la Comisión de Obras y Servicios Públicos, hoy en manos del concejal José Macome, las aprobaciones y excepciones sobre emprendimientos, hayan tomado una velocidad inusitada, a pedir del intendente Campero.

El cumplimiento de los pasos administrativos, legales y la la tan mentada institucionalidad, tendrán que esperar a que los profesantes del “Evangelio Según Campero“, comprendan que Yerba Buena no es un la “Finca” de nadie. Que aquello que hoy tributa como “Zona Agrícola“, no puede seguir haciéndolo ante el desuso de esas tierras a tales fines y ante el avance y desarrollo de esa porción de territorio yerbabuenense.

Mientras tanto, una enorme porción de vecinos de las zonas aledañas y otros más alejados del emprendimiento en cuestión, dan riendas a sus reclamos y exigen ser escuchados por un Concejo Deliberante adepto en un sesenta por ciento al intendente Mariano Campero. Para aquellos que no conocen a quienes los representan en el HCD de Yerba Buena; hablamos de Héctor “Pilón” Aguirre, Javier Jantus, José Macome, Marcelo Rojas, Walter Aráoz y Rodolfo Aranda; todos alineados al intendente local bajo lo que denominamos desde nuestro medio como la “Alianza KAMBIEMOS.

Nota aparte merece la respuesta insólita que (según algunos vecinos) recibieron de Campero ante el reclamo. “Al fin y al cabo ustedes tributan lo mismo que una villa“, habría sido la expresión utilizada por el funcionario. (¡!)

Jose… ¡Se complicó la jugada…!
– ¡No “pendex“, a mí con esas cosas no!
– En serio “vejete“, mucho “bardo” con el tema de las canchas…
– ¿Por qué no le pedís a tu amigo el Síndico del diario que le diga a “la Sole” que escriba al respecto? Al fin y al cabo es el Fiduciario de tus Desarrollos Inmobiliarios…
Mariano, esas cosas por celular no las digas ni en joda…
– ¡Sorry “vejete“! Es que estoy bastante caliente a pesar del triunfo de los DECA.

Una familia de Teros, de los tantos que habitan desde hace años en la zona norte de la Avenida Presidente Perón, sin ninguna intención de mudarse del lugar por más casas que construyan; observan sorprendidos a los obreros trabajar en el predio de “Campero Fútbol & Drink-Music Club“.

El tero macho gira la cabeza y sin descuidarse demasiado, mira a la hembra y con dos chillidos le dice:
– ¡Ché vieja! ¿Qué opinás de esto? ¿Qué le pasa a los patrones?

La hembra, de voz más aflautada lo mira de reojo mientras acomoda su nido y bate las alas.

– ¿Que qué digo? ¡Que no entiendo como los humanos se atreven a acusarnos a nosotros de poner los huevos en un lugar y chillar en otro…!

Producción y contenidos: El Diario en Tucumán

Correo: eldiarioentucuman@gmail.com
Fanpage: https://www.facebook.com/Eldiarioentucuman/
Twitter: https://twitter.com/ElDiario_enTuc
Instagram:https://www.instagram.com/el_diario_en_tuc/

Deja tus Comentarios de la nota

Comentarios