Al menos un francés, entre los yihadistas que decapitaron a Kassig

Se trata de un joven de 22 años identificado como Maxime Hauchard que se convirtió hace algo más de un año al Islam y que se radicalizó en internet
El padre de un estudiante británico de Medicina asegura que su hijo es otro de los ejecutores que aparecen en el último vídeo del Estado Islámico
Francia ha confirmado que un joven galo de 22 años, identificado como Maxime Hauchard, formaba parte del comando del Estado Islámico (EI) que aparece en un vídeo en el que los terroristas decapitan masivamente a una veintena de hombres, entre ellos el rehén estadounidense Peter Kassig.

El ministro del Interior, Bernard Cazeneuve, ha señalado que los servicios secretos franceses (DCRI) han establecido que “hay una fuerte presunción” de que uno de los ejecutores sea Hauchard, de 22 años, procedente de una localidad del departamento de Eure, en Normandía.
Cazeneuve, en una comparecencia ante los medios de comunicación, ha explicado que este joven convertido al Islam, que era objeto de seguimiento por parte de los servicios secretos, se había ido a Siria en agosto de 2013 y que antes había estado en Mauritania en 2012. En agosto de este año, había dado una entrevista por Skype a la cadena de televisión francesa BFM TV desde la ciudad siria de Raqa, en la que subrayaba su deseo de “morir como un mártir”.

El titular de Interior francés ha subrayado que con los elementos aportados por la policía, son las autoridades judiciales las que deben “sacar las conclusiones”. De hecho, BFM TV ha indicado que la justicia había abierto ya el 20 de agosto un procedimiento en su contra por terrorismo.

Medidas antiterroristas
Cazeneuve ha dicho que “Francia, junto a sus socios europeos e internacionales, prosigue sin descanso y con determinación, su lucha contra las acciones terroristas”, tanto mediante su participación en la operación militar contra el EI en Irak, como en su propio territorio con una nueva legislación. El pasado viernes se publicó una ley contra el terrorismo que, ha recordado el ministro, “refuerza el dispositivo tanto preventivo como represivo”. Entre otras cosas, prevé la retirada del pasaporte a personas susceptibles de ir al extranjero a integrarse en grupos yihadistas.

Hasta ahora, las autoridades francesas han abierto “un centenar” de procedimientos contra yihadistas franceses, lo que ha supuesto el arresto de 138 personas, de los cuales 90 han sido inculpados y 65 han ingresado en prisión.

Cazeneuve ha lanzado “solemnemente” un mensaje a sus “compatriotas, y en particular a los más jóvenes, que son el objetivo privilegiado de la propaganda terrorista, para que abran los ojos a la terrible realidad de las acciones del EI”. “Esos predicadores del odio -ha argumentado- deben ser vistos como lo que son, criminales que erigen la barbarie en sistema”.

Francia, por boca de su presidente, François Hollande, había denunciado ayer como “crímenes contra la humanidad” las decapitaciones del vídeo en el que fueron ejecutados, además de Kassig, 18 hombres presentados como soldados sirios capturados por el EI.

El padre de un británico cree que su hijo es uno de los ejecutores

Por otro lado, Ahmed Muthana, el padre de un estudiante británico de Medicina llamado Naser Muthana, ha asegurado que su hijo es uno de los milicianos que aparecen en el último vídeo del Estado Islámico, según ha informado el diario Daily Mail.

“No puedo estar seguro pero parece mi hijo. Debe temer a Alá por matar a personas. ¿Cómo puede esperar encontrarse con Alá si está matando a seres humanos?”, se ha preguntado. Preguntado sobre si sería capaz de perdonar a su hijo si regresara a Cardiff, Muthana ha dicho que no le perdonaría. “No, debe estar mentalmente enfermo, eso o algo no está bien”, ha asegurado.

Muthana también aparece en un vídeo de propaganda difundido por Estado Islámico meses antes, tras haber abandonado Cardiff. El Ministerio de Asuntos Exteriores británico ha confirmado que está investigando si el miliciano en las imágenes que aparece es Muthana.

Muthana apareció en un vídeo de reclutamiento de Estado Islámico difundido el pasado mes de junio, unas imágenes que dejaron destrozada a su familia. Estudiante de Medicina, decidió irse a Siria a combatir para unirse a su hermano Aseel, de 17 años, que mostró su voluntad de morir luchando. Tras llegar a ese país, Muthana amenazó con utilizar su “capacidades” terroristas cuando regrese a Reino Unido.

“Parece que Naser Muthana es el del vídeo. El vídeo es mucho más gráfico que otros vídeos. Es un reflejo de que quizá Estado Islámico está intentando ser más desafiante por el aumento de la presión”, ha considerado el analista Charlie Winter, del ‘think tank’ Qulliam.

http://www.elcorreo.com/bizkaia/internacional/oriente-proximo/201411/17/menos-frances-entre-yihadistas-20141117115828-rc.html

Deja tus Comentarios de la nota

Comentarios